Sagrada es la imagen que no podemos retener en una foto. Sagrada es la palabra en el momento justo. Sagrada es la fuerza para hacer. Lo que se mantiene. Aquello que crea nuevas realidades.

Eso que deja una huella y se manifiesta. Lo sagrado sucede en eso que perdura en nosotros. Al comer. En el bar. En la mansión centenaria.

Sucede la cocina, permanece lo sagrado

NUESTROS ESPACIOS

Salón Principal

Con una vista cordillerana y al calor del ritual sagrado de la cocina. Carnes, vinos y fuego.

Salón Egipcio

Un homenaje a los viajes por el mundo de Miguel Aguinaga en los últimos 100 años. Una propuesta de cocina étnica para conocer los diferentes sabores de cada lugar.

Bar

Reviví el patio inglés de invierno en nuestro bar con cócteles de autor. Animate también a develar nuestros dos sectores privados: Whisky y Gin Tónic. En veneración a las dos bebidas favoritas de Aguinaga.

Galerías y Jardines

Próximamente.

Café

Próximamente.

Sagrada Cocina es para nosotros el atelier del artista, un espacio donde nos sentimos libres para crear y desarrollar nuestra visión gastronómica.

Nos consideramos artistas porque aprendimos a romper las reglas.

Nuestra cocina de autor nace de la suma de todas nuestras experiencias como profesionales.

“Comer es un ritual sagrado que nutre el cuerpo y enriquece el espíritu de nuevas experiencias”. Chef Lucas Bustos